Los mejores trucos para ensanchar zapatos

Ensanchar zapatos es una situación en la que todos nos hemos podio encontrar más de una vez. Cuántas veces te ha pasado que, después de encontrar ese par de zapatos que tanto te gusta, te los pruebas y te quedan un poco justos.

Llegan las fiestas y nos arreglamos de otra forma, tenemos comidas y cenas, y sobre todo quedamos con los amigos para salir a tomar algo o para celebrar el fin de año y ponernos por fin ese par de zapatos para vestido largo que nos compramos con tanta ilusión. Todo es muy agradable y divertido hasta que nos damos cuenta de lo mucho que nos aprietan los zapatos que nos hemos comprado. Y es que, pasar toda la noche con unos zapatos que te aprietan puede ser realmente insoportable.

No te preocupes porque esto tiene solución, y ensanchar zapatos es más sencillo de lo que crees.

DeportivasPlataforma

Lo más sencillo es ponerte los zapatos en casa durante algunos días. Esta es la forma más sencilla y natural de adaptar el zapato a tu pie, si sólo es cuestión de ensancharlos un poco. De esta forma el calzado se irá adaptando a tu pie con el uso y podrás ponértelos sin problema en tan solo unos días.

Si esto no te resulta suficiente, una horma suele ser una opción que da un resultado muy bueno, pero si no tienes horma en casa y no quieres o no tienes tiempo para llevar tus zapatos a un zapatero para que te los ensanche, te podemos dar algunos trucos que te pueden ayudar.

COMPRA ZAPATOS BARATOS

Las mejores técnicas para ensanchar zapatos

No obstante, cuando el calzado realmente nos aprieta, no nos servirá de mucho ponérnoslo en casa unos días, y necesitaremos aplicar unas técnicas más concretas.

A continuación te detallamos algunas de las más exitosas:

  1. Ponte los zapatos en casa con unos calcetines gruesos: de este modo los darás más de sí, en el caso de que te aprieten bastante o te rocen. Si además les añades calor conseguirás el objetivo de forma más rápida.

hormas

 

Para añadirles ese punto de calor puedes utilizar un secador de pelo y doblar el zapato para conseguir mayor flexibilidad. Después mantén los zapatos puestos con los calcetines gruesos y conseguirás ensancharlos. No obstante, debes tener en cuenta que esta técnica solo es válida para calzado de cuero. Además cuando termines el proceso de ensanchar los zapatos, procura ponerles betún para humedecerlos y evitar que se estropeen como consecuencia del calor.

Por otro lado, esta técnica que aplica calor se debe evitar en todos aquellos zapatos que tengan algún tipo de decoración o adornos que estén adheridos con pegamento.

  1. Ensanchar zapatos con calcetines enrollados: seguro que esta técnica la habías escuchado ya alguna vez. Sólo tienes que enrollar los calcetines formando una bola e ir introduciéndolos poco a poco en el zapato hasta que estén bien prietos.

Déjalos así durante toda la noche y verás cómo notas los resultados en tan sólo unas horas, pudiendo calzarte los zapatos sin problema a la mañana siguiente.

  1. Ensanchar zapatos en el congelador: aunque suene rara, esta técnica es de las que dan mejores resultados. La técnica consiste en llenar una bolsa de agua hasta sus 3/4 partes, cerrarla muy bien e introducir esa bolsa dentro del zapato, presionando para que lo llene. A continuación mete los zapatos en el congelador y espera a que el agua esté congelada, puedes dejarlos toda la noche si quieres. El agua se congelará y conseguirá que la estructura del zapato se vaya expandiendo.

Cuando los saques del congelador tendrás que dejar que se descongelen totalmente para sacar la bolsa. Después pruébatelos, y si lo necesitas, podrás repetir el proceso.

  1. Ensanchar zapatos con periódico: otra técnica que seguro has visto o escuchado alguna vez. Consiste en introducir bolas de papel de periódico húmedas en el zapato, presionando para que se adapten perfectamente al mismo. Esta técnica te permite meter todo el papel que puedas en el zapato, ya que cuanto más papel utilices, será mejor, aunque debes tener cuidado de no deformar el modelo.

Con esta técnica podemos intentar también lo mismo que en la anterior, es decir, después de introducir el papel de periódico arrugado y húmedo en el calzado, podemos meter los zapatos en el congelador durante varias horas.

zapatosqueaprietan

  1. Ensanchar zapatos con avena: un viejo truco que los vaqueros del lejano oeste utilizaban para darle forma a sus botas de cuero. Personalmente, esta técnica me gusta menos, porque se trata de rellenar con avena u otro grano que se ensanche con la humedad y cubrirlo de agua.

El proceso durará toda la noche y cuando lo saques tendrás que limpiar minuciosamente el calzado que, básicamente tendrá una especie de plasta dentro. Hay quien utiliza también patatas de gran tamaño para ensanchar zapatos, siendo también algo extraño, es algo más higiénica que la avena, porque además es más fácil de limpiar.

No obstante es una técnica que da resultado y por eso os la cuento.

  1. Ensanchar zapatos con alcohol isopropílico: mezclado con agua a partes iguales, este alcohol se debe pulverizar en el interior del calzado antes de ponérnoslo.

 

Es muy importante sentirse cómodo con los zapatos puestos, y cuando un calzado nos aprieta debemos poner solución. No obstante en Calzados Vesga encontrarás zapatos cómodos de todos los estilos, de primeras marcas y al mejor precio.

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.